#Opinión Una DOFA para los conciertos Ciudad Altavoz 2018

Altavoz cumple 15 años y sin duda es uno de los espacios más importantes para la visibilización y profesionalización de las bandas locales, incluso las más escépticas o críticas del festival, alguna vez han sido parte del proceso. Es así pues que se cumplió del 29 de junio al 02 de julio de 2018 una edición más de los conciertos Ciudad Altavoz y estas son nuestras reflexiones al respecto.

Alexander Múnera Restrepo // @_AlexanderM // 03 de julio de 2018

Fortalezas
El haber juntado en un solo territorio y en un solo fin de semana esta etapa de Altavoz (idea que viene desarrollándose hace varias versiones) permite que se convierta en el festival de bandas locales más grande de la ciudad, este año fueron 68 grupos que nos deja hacer un paneo significativo por los sonidos que la “Medellín rockera” del siglo XXI propone para todos.

El hecho de trasladar esta fase a un espacio como la zona norte (vieja conocida), fue un acierto desde muchos puntos de vista. Uno de los más importantes fue la exposición que generó para la mayoría de las bandas, más que todo las que tuvieron la posibilidad de estar en el escenario del Parque de los Deseos. Que el peatón o ciudadano que esperaba pasar su descanso de fin de semana en este lugar, se haya encontrado con este despliegue de música y talento, permite que el rock de la ciudad se expanda a oídos que quizá de otra forma jamás se hubieran encontrado con estos artistas.

Otro aspecto positivo para estos conciertos, fueron los vídeos que las bandas realizaron, casi todos de forma casera, invitando a sus parches a que cayeran a los shows, responsabilizándose de la convocatoria, un aspecto que muchos grupos creen, es solo compromiso del organizador del festival o concierto.

Interior 1

Fuera de Foco - Categoría Core.

Debilidades
Que las tarimas sean distintas en tamaño y en altura, se puede entender un poco por la amplitud de la carrera Carabo y el Parque de los Deseos; sin embargo, no deja de generar algo de descontento, si se piensa en las garantías que deben tener cada uno de los grupos que se presentan al festival, no solo en términos de visibilización y logística, sino también de escenarios.

Una de las diferencias más notables entre ambas tarimas, fue la decoración, si bien la intención de las cadenetas de colores para Carabobo fue decorar y generar un ambiente festivo, debido a la poca altura del escenario, desde ciertas ubicaciones, se perdía visibilidad para ver la pantalla e incluso los músicos.

Asimismo, no tenía mucho sentido que si en el Parque de los Deseos la entrada era sin ningún filtro, en Carabobo Norte, aunque breve, sí hubiera requisa por parte de la policía para poder entrar y que además existiera un cerramiento alrededor que impedía la libre movilidad de los asistentes.

En cuanto a las bandas, ya suena un poco trasnochado ese discurso que reza: "aquí no espacios para tocar". La invitación para esos músicos, es que se empiecen a conectar más con el circuito, así se darán cuenta que la ciudad cada vez más, ofrece espacios de divulgación y de presentaciones en vivo que pueden aprovechar en cualquier momento. Para la muestra, está cualquier fin de semana, no es sino hacer un recorrido por los distintos barrios de la ciudad y podrán encontrar varios conciertos de bandas emergentes y otras con más recorrido. 

Interior 2

Radio Calavera - Categoria Rock

Oportunidades
Los 15 años del festival, la verdad es que no se han sentido; sin embargo, se vienen los anuncios del festival internacional, así que muy probablemente, lo mejor esté por venir, no solo desde la invitación de bandas nacionales e internacionales, sino desde la misma celebración, charlas, libros, documentales o algo parecido pueden ser las sopresas que nos esperan y ayuden a registrar este importante aniversario para las músicas urbanas y alternativas de Medellín.

El relevo generacional del público cada año se hace más evidente, son jóvenes a los que ya no se les puede hablar como a nosotros (mayores de 25), ni a través de las mismas plataformas, el reto consiste en cambiar los lenguajes y hacer lo posible por cautivar a ese seguidor naciente.

El Revés Ciudad Altavoz

El Revés - Categoría Ska y Reggae

Amenazas
Altavoz Fest es un festival que por su importancia debe cumplir muchos años más, 15 ó 30 más por lo menos; sin embargo, en los últimos años, aunque ha mejorado en logística y curaduría, se ha perdido un poco en el proceso, se ha vuelto monotemático y rutinario, lo que ha provocado perdida de atención y que no suscite tanta emoción como antes.

Altavoz y otros festivales, los gestores y empresarios, los medios de comunicación y las propias bandas, ya entendieron todos la movida, cada uno sabe que desde la cualificación, el trabajo a conciencia y la dedicación, es que se hace industria; sin embargo, continúa flojo uno de los eslabones de la cadena, el público, al que le sigue costando, tal vez menos, invertir en sus gustos musicales y pagar por un concierto o un disco, esta es una asignatura pendiente.   


Somos una plataforma de convergencia comunicacional y gestión musical independiente enfocada en artistas de Medellín, Colombia e Hispanoamérica.

© HagalaU ¡No pase de lago!